Herencia maldita

Hoy se cumplen exactamente nueve meses de que don Gabriel Salgado falleció. Casi todos los miembros de su familia murieron en circunstancias que bien podrían ser calificadas como “sucesos extraños”.

La única característica que esos decesos tenían entre sí era que habían ocurrido en accidentes aéreos. Por esa razón, Ulises, nieto de Gabriel nunca en su vida se había subido a un avión.

Hasta que el día 1 de diciembre del año pasado fue notificado del sensible fallecimiento de su abuelo. Ulises era huérfano desde los siete años y durante todo ese tiempo había pasado la mayor parte de su vida en internados.

Cuando cumplió la mayoría de edad recibió varias propiedades a manera de herencia, pues su madre así lo había dispuesto en su testamento. Sin embargo, los recursos económicos se le agotaron rápidamente debido a que no tenía la más mínima noción de lo que era trabajar y mucho menos lo que significaba hacer crecer su riqueza.

Por ese motivo, la noticia de que súbitamente su nivel de vida volvería a la opulencia provocó que el chico pasara por alto el hecho de que tenía que viajar en avión para llegar a tiempo a la lectura del testamento.

Compró sus boletos y abordó el transporte aéreo a toda prisa. Fue en el momento en el que el armatoste despegó cuando recordó una carta de su madre en la que le decía que por ninguna razón subiera a un artefacto de esa clase.

– Ésas son puras supercherías, yo no creo en las maldiciones ni en las leyendas de terror -. Repitió aquello en su mente hasta que aterrizó.

Poco después, el testamento fue leído y en él se determinaba que Ulises era el heredero universal de fortuna de los Salgado. El albacea le entregó un maletín con $50,000 en efectivo para que el joven pudiera sufragar sus gastos mientras permanecía en esa ciudad, mientras se finiquitaban ciertas cuestiones de índole legal.

El muchacho pensó que sería demasiado tiempo desperdiciado el permanecer tantos días sin divertirse, por lo que le dijo al abogado que regresaría en cinco días. Rentó una avioneta para llegar más pronto a casa. Desgraciadamente el aparato impactó fuertemente en un cerro arrebatándole la vida instantáneamente.

Actualmente el gobierno es el que administra los bienes de don Gabriel Salgado.

{ 0 comments… add one }

Leave a Comment

Leer más
Leyenda de La Tangarana

La tangarana es un árbol limpio blanco, que en mayo se cubre de ramilletes rojizos, dentro de su corteza, tiene...

Leyenda de la Tumba de Nachito

El panteón de Belén es un cementerio que está ubicado en la zona centro de Guadalajara Jalisco. Aunque este recinto...

Cerrar