Leyenda de Enriqueta de Parodi

Cuenta una leyenda poco conocida, que una escuela fue nombrada “Enriqueta de Parodi”, en honor a una gran escritora mexicana de cuentos infantiles. Esta mujer que adoraba a los niños, estuvo presente en la inauguración del plantel, y durante la ceremonia, sufrió un percance con una campana, terminando ahí su vida.

Por alguna extraña razón, se decidió que no habría mejor lugar de descanso para ella que esa institución, por lo que fue enterrada en la entrada. Y se levantó una estatua de bronce, acompañada de ese último discurso pronunciado en la apertura del edificio.

Los estudiantes afirman que esta estatua a veces se mueve ligeramente o que sus ojos cambian de color, pero nada tan escalofriante, como las múltiples fotografías que han sacado con sus celulares a la famosa campana asesina, ya que junto a ella, aparece siempre una señora de edad avanzada, que dicen tiene un parecido exacto a la difunta escritora que le diera nombre a la escuela.

Ya sea porque murió en ese lugar o porque ahí descansan sus restos, su alma no ha querido marcharse y según dicen se ubican en un aula específica, en la cual permanecen las luces encendidas sin importar que sea de noche o de día, solo para que pueda verse su sombra, caminando de un lugar a otro.

{ 0 comments… add one }

Leave a Comment

Leer más
Leyenda de la capilla embrujada

Angelito era un chico de apenas once años, que tenía a su cargo unas cuantas reses de La hacienda del...

El tesoro español de Santa Fe

Mi teléfono celular no dejaba de sonar, bajé la mirada para observar mi reloj de pulso y éste marcaba las...

Cerrar